¿Cómo preparar Arroz Integral? Y que salga bien :-)

Preparar arroz integral no es sencillo, llega a ser todo un reto, lo sé. Cuesta que nos salga bien a la primera.

Vamos primero al grano, nunca mejor dicho ;-), y luego os lo cuento más detalladamente:

  1. Lavamos y ponemos el arroz en remojo 24h. ó al menos toda la noche (como hacemos con las legumbres).
  2. Pasadas las 24 horas, tiramos esa agua, lo refrescamos y ponemos a cocer con agua nueva: 1 de arroz x 3 ó 4 de agua.
  3. Cuando comience a cocer, podemos taparlo (así lo haremos en invierno y otoño) y 40-45 minutos después, cuando el agua se haya evaporado, estará listo. En primavera y verano podemos cocerlo destapado.
  4. Volcamos el arroz en un colador y lo refrescamos bajo el grifo 10 segundos y lo volvemos a poner en la cazuela tapado y dejamos reposar dentro otros 10minutos. Lo movemos suavemente con un tenedor y listo!

(Opcional: sazonar con sal marina sin refinar o con un cuadradito de alga kombu durante la cocción).

Procedimiento detallado:

Elijes a cantidad de arroz que vas a utilizar y lo pones en un colador grande y lo lavas bien bajo un buen chorro de agua fresca, suelen tener polvo tanto los cereales como las legumbres, y lo dejas en un recipiente, a ser posible que no sea de plástico y añades agua de modo que todo el arroz quede cubierto. Tápalo con un trapo de algodón o una esterilla de bambú. Deberemos esperar 24h. antes de cocinarlo debido al ácido fítico que posee y que de esta manera eliminaremos. Al principio te puede resultar latoso tenerlo que poner en remojo, pero si coges rutina te será una actividad más. Pasadas las 24h. tiramos el agua del remojo, refrescamos el arroz y podemos comenzar a cocerlo.

En invierno o cuando el tiempo sea más frío utilizaremos mayormente la olla expres y arroz integral redondo, mejor si es ecológico. En verano o en ambientes más cálidos podemos preparar otras variedades como el basmati, el salvaje, rojo,... y utilizaremos una cazuela, a ser posible de cerámica, acero inoxidable o hierro fundido. Evitaremos los materiales de aluminio. Una vez selecionada la cazuela u olla a utilizar, introduciremos el arroz dentro de la olla y añadiremos el triple o el cuádruple de su volumen en agua. Es decir, si pusiste 1 taza de arroz, deberías añadir 3 ó 4 tazas de agua. Aunque dependerá de la textura que te guste, más seca o más húmeda, o la utilización que le vas a dar, si es para un desayuno, quizás prefieras añadir entre 6 ó 7 veces su volumen para darle una textura cremosa. Encendemos el fuego, mejor si disponemos de llama que vitroceramica o inducción. Y cuando comience a hervir lo tapamos y dejamos que alcance la presión. Lo mantendremos 40-45 minutos cociendo. Cuando pasen los 40-45 minutos, retiramos la cazuela del fuego y, si lo hemos preparado en olla exprés, esperamos a que baje la presión antes de abrir la olla. Luego lo refrescamos de nuevo en un colador grande bajo el grifo unos 10 segundos y lo devolvemos a la olla, lo tapamos y lo dejamos reposar otros 10 minutos. Con un tenedor suavemente lo vamos separando y ya estaría listo. Buen provecho! :-) 

nutricionconana@spiraldia.com

En mi opinión la marca Celnat es la que vende el grano más limpio, pero hay otras muchas marcas de arroz integral ecológico que puedes comprar como El Granero, BioSpirit o Biocop. Y si quieres decantarte por un arroz local y con denominación de origen, ese es el de Calasparra.

 

Hummus de lentejas rojas

Os voy a enseñar también una receta rica, fácil y saludable: Hummus de lentejas rojas. Las lentejas rojas son muy digestibles y rápidas de preparar. Pero para que experimentes y decidas cuál te gusta más, te recomiendo hagas los dos, un hummus, el tradicional, con garbanzos cocidos y otro con lentejas rojas cocidas. Ya me dirás cuál te ha gustado más.

Ingredientes:

  • 200 gramos de Lentejas rojas / o garbanzo cocido
  • 3 cucharadas soperas de Tahin (Pasta de sésamo)
  • 1/2 Limón
  • 1/2 vaso de Agua Sal, a gusto
  • Aceite de oliva virgen extra

Opcional:

  • Ajo, al cual, para que no repita, le quitaremos el corazón o germen antes de utilizarlo.
  • Cebolleta Ramitas de cilantro.

Preparación Cocemos primeramente las lentejas en agua a fuego lento hasta que se deshagan, yo utilizo una proporción de 1 taza de lentejas por 3 de agua. En 10 minutos una vez hayan empezado a cocer, estarán listas. Lo sabrás porque además de deshacerse y absorber el agua, cambiarán su color de rojiza a amarilla anaranjada. Mientras pela y pica fino la cebolleta y las hojitas del cilantro que reservaremos. Y exprime el zumo del limón para tenerlo listo. Escurre las lentejas y triturarlas con las cucharadas de tahín, el zumo de limón, un chorrito de aceite, un poco de agua y un poco de sal. Pruébalo y rectifica si necesita más sal, más agua,... dependerá de la consistencia que os guste y lo fuerte o suave de sabor que busquéis. Agrega el picadillo de cebolleta y cilantro, mézclalo y lo dejas reposar en la nevera. Sírvele frío en cuencos. Puedes condimentarle con un chorrito de aceite de oliva y acompañarle con bastoncillos de pan, pan de pita o pan tostado, a vuestro gusto.

Ana, tu nutricionista en casa.

¿Quieres más recetas? Ve al apartado Blog y selecciona Recetas :-)

nutricionconana@spiraldia.com