Bizcochitos de cacao y nueces "sin"

Aquí os dejo la receta de los bizcochitos que me improvisé ayer por la tarde para merendar:

Ingredientes para 12 Bizcochitos:

  • 150gr. ó 1 vaso y medio de Harina de Algarroba
  • 150gr. ó 1 vaso y medio de Harina de Espelta
  • Sal marina sin refinar
  • Aceite de Oliva Virgen Extra
  • Levadura Bio
  • Leche de Almendra casera, aquí tenéis como hacerla: http://wp.me/p3XWh1-kQ pero podéis usar también Leche de Arroz.
  • Melaza de Arroz
  • Cacao en pepitas (no chocolate)
  • Nueces troceadas
  • Extracto de Vainilla (sin azúcar)

Preparación:

Bizcochitos de cacao y nuecesEs una receta muy sencilla, rápida y muy tentadora para niños y no tan niños ;-)

En un bol añadimos la harina, la levadura, una pizca de sal, un chorrito de aceite, y comenzamos a echar la leche despacito para que se mezcle bien y no queden grumos ni quede muy líquida ni muy espesa.

Mezclamos dos harinas, por ejemplo una parte de harina de espelta (o la que prefiráis) y otra parte de harina de algarroba porque el sabor de la algarroba es fuerte y aunque se parece a la del cacao no es cacao ni chocolate, no esperes encontrarte con el sabor del chocolate, ya os advierto de que no lo es ;-)

Ahora añadimos la melaza de arroz, dos cucharadas soperas son suficientes aunque si te gusta más dulce puedes echar un poco más, el cacao, las nueces que hemos troceado antes (y que yo os recomiendo tostar previamente) y si tenemos pues echamos una pizca de extracto de vainilla.

Mezclamos bien, si tenemos varillas usarlas para dar más aire a la masa y permitir que suba antes.

Si tenemos moldes, vamos añadiendo y repartiendo la mezcla y cuando el horno esté listo lo metemos.

El horno lo precalentamos 10 minutos antes y cuando metamos los bizcochitos les dejamos que se hagan a 180º.  Depende del horno y de la consistencia de la masa tardará más o menos en subir, entre 10 y 20 minutos, no mucho más, vigilarles. No les pongáis muy arriba, en la segunda o tercera balda del horno contando desde abajo es suficiente. Y voilà! Listos para comer. Esperar a que se enfríen que os veo!

Disfrutarles masticándoles despacito! :-)

Os cuento un poco sobre la harina de algarroba:

Esta harina es el resultado de las semillas pulverizadas de esta misma planta. Es una harina muy dulce, con sabor bastante parecido al cacao y con muchas propiedades nutricionales y terapéuticas, y con la gran ventaja de que no contiene gluten, por lo que pueden usarla las personas celiacas.

Los indígenas utilizaban la algarroba para producir bebidas y hoy en día se utiliza para prepara muchos platillos, sobre todo postres, con un sabor muy parecido al chocolate pero con ventajas mucho mayores que el cacao. Esta harina es rica en azúcares naturales (ventaja contra la azúcar refinada que contiene el chocolate convencional), contiene mucho hierro, calcio, magnesio, fósforo, etcétera, y muchas vitaminas como la A, la B1 y la D.

Tiene pocas grasas y, además, son grasas benéficas, por lo que no produce sobrepeso. Comparada con el chocolate, la algarroba es tres veces más rica en calcio.

Ana B. González. Salud y Nutrición. Marzo 2014.